Reproducción de los búhos

Los búhos  son criaturas aisladas pero, todo esto cambia cuando se acerca la primavera, cuando el apareamiento debe ocurrir y los machos y las hembras se encuentran entre sí para crear descendencia. Es importante observar, sin embargo, que la temporada de reproducción puede ser diferente para las diferentes especies.

3 crias de buhosTodo se reduce a la ubicación real donde los búhos se encuentren, en climas más cálidos se aparearán antes que en las zonas más frías. Si el suministro de alimento o  refugio son difíciles de conseguir, entonces no serán tan propensos a participar en el apareamiento, sin embargo, cuando sus necesidades básicas se cumplen adecuadamente lo harán.


Durante la temporada de apareamiento, las llamadas se incrementarán, los machos la utilizan para averiguar donde la ubicación de las hembras en la proximidad. Los machos suelen ser territoriales, y más cuando se trata de encontrar pareja, no son tolerantes con otros machos en el área, pues esto podría reducir sus posibilidades de encontrar compañero.

La llamada es la parte más común del ritual de apareamiento que hemos observado, los machos, generalmente, permanecerán en su misma ubicación, y sus llamadas pueden llevar a las hembras hacia ellos. A menudo las siguen llamando después de que llega, e incluso, buscarán comida para regalársela. Todo esto se hace para obtener su consentimiento para el apareamiento.

El par pasará varios días juntos de apareamiento. Cada macho y hembra sólo se aparea con su pareja por temporada, incluso algunas especies de búhos, tendrán la misma pareja de por vida y, cada año se encontrarán otra vez con el propósito de apareamiento, luego irán por caminos separados otra vez.

Los búhos no crean sus propios nidos, sino que encuentran nidos abandonados de otras aves que puedan utilizar para poner sus huevos. Dependiendo de la especie de búho, la nidada puede ser de sólo unos pocos huevos a más de una docena. La incubación es de aproximadamente 30 días antes de que los huevos se empiecen a eclosionar.

A medida que los jóvenes búhos comienzan a eclosionar, la hembra utiliza su pico para ayudarlos. Los huevos eclosionan en intervalos que pueden ser varios días. El macho y la hembra se turnan para observar los huevos, cuidar el nido, y traerles alimentos a los polluelos. Los jóvenes mayores y más fuertes reciben la mayoría de los alimentos, es poco probable que todos los jóvenes sean capaces de sobrevivir.

Las crías jóvenes son vulnerables al nacer, no tienen plumas para volar en este momento, sin embargo, sí que tiene una capa de plumas de ganso, que les mantendrán calientes. A medida que el joven búho crece, nuevas plumas les crecerán.

Todas las especies de búhos son muy protectoras de sus crías, de hecho, pueden llegar a ser muy agresivos y luchar contra otros animales e incluso contra los seres humanos. Harán todo lo que puedan para ayudar a que sus crías puedan crecer y, eventualmente dejar el nido para empezar una vida por su cuenta. Dependiendo de la especie de lechuza, permanecerán en el nido durante un período de tiempo de cuatro a ocho semanas. Estarán listos para aparearse cuando cumplen cerca de un año de edad, algunas especies más grandes sin embargo, no se aparean hasta que tienen dos o tres años de edad.